close
Pensamientos

10 Miedos que tenía antes de empezar a viajar

Tomar la decisión de renunciar a mi trabajo y viajar por Sudamérica no fue fácil, en mi mente había tantas cosas que podían salir mal que cada que pensaba en eso me daban ganas de quedarme en mi departamento y no ir a ningún lado. Afortunadamente dejé de estresarme en todo lo que podía salir mal y empecé a pensar en todo lo que podía salir bien #pensamientoyogui y pues ahora estoy escribiendo este post desde un restaurante con un wi-fi medio decente en Leticia, Colombia.

Estos son algunas de las cosas que pensaba podían salir mal cuando empezara a viajar:

  1. Me van a secuestrar para vender mis órganos / pedir un rescate / trabajar en cosas horribles” La verdad es que nadie ha intentado secuestrarme y no creo que les interese una mochilero que viaja con poco presupuesto, todas las personas que he conocido han sido muy amables y me han ayudado cuando lo he necesitado.
  2. “Me van a robar todas mis cosas y me voy a quedar sin nada en un país extraño” Hasta ahora lo único que me ha pasado es que en la lavandería “perdieron” una sudadera y 2 playeras, nada que no pudiera conseguir después. En la mayoría de los hostales hay lockers con candado para guardar tus cosas de valor y si sales a la calle con las precauciones normales #chilanga todo es tranquilidad.

    20161031_165823
    Equipaje
  3. “Voy a estar sola, nadie va a platicar conmigo”  En general soy una persona bastante penosa, no puedo empezar una conversación con alguien que no conozco, o bueno, eso pensaba, después de cierto tiempo de no hablar con nadie te nace una necesidad de hablar con alguien, con quien sea, de lo que sea, y pues como que se te va quitando la pena y sólo hay que decir la palabra mágica: “hola”, de verdad, hace milagros.

    20161016_193036
    Haciendo amigos
  4. “Me van a raptar los aliens” Ya se, para muchas personas esto no tiene sentido pero ¿saben quién estaría de acuerdo conmigo? ¡Jaime Maussan! Hay muchas historias de abducciones en Perú y Chile, uno nunca sabe lo que puede pasar, y que me rapten unos extraterrestres para que hagan experimentos biológicos conmigo no es algo que me de alegría, es una razón muy seria de preocupación.
  5. “Se me va a terminar el dinero” Cada 2 o 3 días hago análisis financiero y me estreso mucho, porque los lugares que quiero visitar van aumentando con el tiempo y el dinero va disminuyendo, esa no es una muy buena combinación que digamos.
  6. “¿Qué voy a comer?” Las personas que me conocen saben que soy la persona mas quisquillosa con la comida del mundo #exageración, no me gustan muchos alimentos, no como otras por convicción y soy alérgica a los crustáceos; así que imagínense. Llevo viajando 2 meses y después de 3 años de no comer pollo volví a comer porque la familia que me estaba alojando me invitó a cenar un guiso de pollo que cocinaron especialmente para mi #lagrimita; comí mermelada y nutella porque en el hostal hicieron un postre para todos; tomé cerveza (con dolor de estómago incluído) cuando un austríaco que regresaba a su país nos invitó a todos y pues ni modo de decir que no. Así que aprendí que viajar es superar tus traumas gastronómicos y ser feliz con lo que comes.

    20161108_184601
    Siempre se pueden encontrar unas hamburguesas
  7. “Me voy a perder, tengo cero sentido de la ubicación” Me he perdido varias veces, mi sentido de la ubicación es nulo, aún usando Google Maps / Mapsme, es un don, es mejor aceptarlo y fluir que estresarme.
  8. “Voy a extrañar a mi Shanti” 🙁 Extraño mucho a mi perrita, mi mamá me manda fotos y videos pero no es lo mismo y si pudiera me la traería conmigo.

    2012-09-30-09-53-51
    ¿Cómo no extrañar a esta cosita?
  9. ¿Qué tal que no es tan padre como yo espero que sea? Si, en algún momento pensé que posiblemente estaba poniendo demasiadas expectativas al viaje, que podría resultar decepcionada, que me querría regresar a la seguridad de mi depa a las 2 semanas, pero no, no ha pasado nada de eso, si hay lugares que no resultaron tan bonitos como lo esperaba sin embargo otros han compensado con creces los primeros.
  10. “Familia y amigos” Los extraño mucho pero pues existe el whatsapp y el skype, así que seguimos en contacto y podemos platicar siempre que tenga una buena conexión de Wi-Fi.
María José

The author María José

Durante 2 años pagué todas mis deudas y me puse a ahorrar dinero para poder viajar por Sudamérica.

1 Comment

Leave a Response